Home Local Nacionalidad española aviva la herencia de los sefardíes en Barranquilla

Nacionalidad española aviva la herencia de los sefardíes en Barranquilla

by Redacción Karoline.info

Descendientes de los judíos expulsados deEspaña en 1492, muchos convertidos al catolicismo, tuvieron plazo hasta ayer para solicitar la nacionalidad española. Colombia ocupó el tercer lugar en solicitudes (2.673).

En marzo de 1492 los judíos de Sefarad, España en hebreo, fueron expulsados por los reyes Católicos. En aquel entonces, hace 527 años, a los sefardíes les dieron dos opciones: convertirse a la fe católica o abandonar el país en el que se habían asentado desde hacía más de 1.500 años. Hasta ayer, después de que el  Gobierno español abriera un proceso para que estas personas pudieran obtener la nacionalidad ibérica, al menos 100.000 aplicaron, de los cuales 2.673 están en Colombia, muchos de ellos en Barranquilla.

Estas estadísticas, publicadas por El País de España, revelan que, a nivel mundial, Colombia ocupa el tercer lugar con mayor cantidad de aplicaciones de judíos sefardíes para obtener la nacionalidad española, solo detrás de Venezuela, con 6.601, y México, con 6.975. Barranquilla, la Puerta de Oro, ha recibido a miles de extranjeros en sus 206 años de historia. De esos migrantes, integrados a la sociedad y a la cultura de la ciudad, muchos formaron sus familias en la capital del Atlántico.

Apellidos como Senior o Cortissoz, importantes en la historia de la ciudad, hacen parte de estas familias con pasado judío que encontraron en la ciudad un refugio luego de haber migrado a las islas del Caribe, en los años próximos a su salida de España. Ya en el siglo XVIII y XIX, estos entraron por Bocas de Ceniza, para terminar radicándose en una aldea pequeña, pero con ansias de progreso como Barranquilla.

Otros, en vez de tomar la ruta del Caribe, se refugiaron en Israel, esperando algún día poder regresar a su territorio. Según los archivos históricos, muchos de los sefardíes migraron también al norte de África, a los Balcanes y al antiguo territorio del Imperio Otomano, hoy en día Turquía. Aunque, muchos de ellos, según reflejan las estadísticas de El País de España, vinieron a América.

Un caso local

Tal fue el caso de la familia Melamed, de la cual cuatro de sus miembros tuvieron éxito en sus trámites para obtener la nacionalidad española. Sarita y sus tres hijos, barranquilleros, cumplieron todos los requisitos expedidos por el gobierno español en 2015, año en el que se abrió la convocatoria. Los cuatro, miembros de la comunidad judía de la ciudad, hacen parte del grupo de ‘curramberos’ que obtendrán el pasaporte que les permitirá “recuperar y honrar las tradiciones de sus abuelos y su familia”.

“La familia de mi mamá y de mi papá era originaria de España y tuvieron que salir, para luego establecerse en Israel. Teníamos muchos vínculos, por ejemplo mis abuelos hablaban ladino (judeoespañol), un idioma que se usaba mucho en mi casa. Además, siempre hemos comido con mucha tradición española: aceituna, aceite de oliva, entre otros”, contó Sarita Melamed.

Según relató, sus hijos fueron los primeros en iniciar el trámite, justo cuando se abrieron las convocatorias, y ella lo hizo en 2017, proceso que terminó con éxito: “Tuvimos que tomar pruebas y exámenes en el instituto Cervantes, en Bogotá, y en España tenían que certificar que -efectivamente- fuéramos sefardíes, por lo que la sinagoga desde Barranquilla tuvo que enviar unos documentos para dar fe de nuestra ascendencia”.

En los exámenes les preguntaron sobre la situación geopolítica de España, entre otros temas, para validar -en caso de recibir la nacionalidad- que conocieran el contexto actual e histórico del país ibérico. También tuvieron que viajar directamente a Madrid y acudir ante el Ministerio de Justicia, ente encargado de este trámite.

A pesar de que la fecha final para la diligencia era ayer hasta la medianoche, el gobierno español continuará con el proceso de los aplicantes que tramitaron sus documentos hasta ese día. Por ejemplo, en el caso de Sarita Melamed, que está en espera de su pasaporte, no tendrá ningún problema pues ya presentó los requisitos exigidos.

Como ella y su familia, son muchos los colombianos y judíos de todo el mundo que aplican a esta nacionalidad, no solo por la facilidad de contar con un pasaporte europeo, sino por motivos sentimentales y por honrar la memoria de sus antepasados que sufrieron la expulsión de su tierra. El mismo gobierno español, en los diferentes comunicados que ha emitido desde que inició el proceso, reconoció que esta medida es en parte “una reparación” pensada para los descendientes de las víctimas de aquella migración forzada.

Aunque, para el caso de Venezuela, se cree desde España, como lo relatan varios medios de ese país, que existen tantas aplicaciones debido a la crisis social, política y económica que vive ese país, que también, como Colombia, tiene mucha influencia española en su gastronomía y cultura en general.

El  proceso | Demoras

Según contó Sarita Melamed, el proceso tuvo diferentes trabas y complicaciones que no tuvieron que ver con los documentos, sino con diferentes personas que aplicaron sin ser verdaderamente sefardíes.

Incluso, justo después de radicada la ley que les permitía a los sefardíes aplicar a la nacionalidad española, desde España se publicó una supuesta lista con todos los nombres de las personas que podían participar en el proceso. Estos listados, esparcidos por todas las redes sociales, terminaron siendo falsos y, cuentan los medios españoles, entorpecieron  el proceso.

También, según contó un miembro de la comunidad judía colombiana que pidió no revelar su identidad, el gobierno español, a pesar de querer resarcir lo hecho en el siglo XV, “busca también recibir divisas por parte de la gente adinerada de otros países del mundo”.

 

FUENTE: EL HERALDO

Related Articles

Leave a Comment